La extracción dental es el retiro de un diente de su cavidad alveolar del hueso maxilar o mandibular. Con la Dra. Marissa Rodríguez López encontrarás un servicio profesional, sirve si un diente se ha roto o dañado por caries es posible que se solucione con una obturación dental, una corona u otro tratamiento. No obstante, a veces el diente está muy dañado y no puede repararse. En este caso, se debe extraer. Un diente muy flojo también se deberá extraer si no se puede salvar, incluso con cirugía de reemplazo de hueso (injerto óseo).

MOTIVOS:
-Cuando se tienen dientes adicionales que impiden que otros dientes salgan.
-Cuando los dientes de leche no se caen a tiempo como para permitir que los dientes permanentes salgan.
-Cuando las personas deben usar aparatos podrán necesitar que se les extraigan dientes a fin de hacer espacio para los dientes que se están acomodando.
-Las personas que reciben radiación en la cabeza y en el cuello podrán necesitar que se les extraigan dientes que se encuentren en el campo de radiación.
-Las personas que reciben medicamentos contra el cáncer pueden padecer infecciones en los dientes porque dichos medicamentos debilitan el sistema inmunitario. Podrá ser necesaria la extracción de los dientes infectados.
-Las muelas de juicio, también conocidas como «terceros molares», se suelen extraer antes o después de salir. Se deben extraer si tienen caries, causan dolor, o tienen un quiste o una infección.

En ocasiones una extracción dental es el mejor tratamiento para evitar más problemas dentales futuros como riesgo de infección, la propagación de enfermedad periodontal, quistes en el hueso de la mandíbula o dientes muy apretados o desalineados.

EXTRACCIONES DENTALES SIMPLES
Son las más comunes, normalmente, no toman mucho tiempo para completarse. El dentista adormece el diente antes de empezar, por lo que el paciente no sentirá nada. En función de los dientes, tirando de ellos la extracción dental normalmente se realizará en tan sólo unos pocos minutos después de haber sido anestesiado con anestesia local. Una vez completado, el dentista coloca una gasa en la boca para morder y el paciente será libre de irse.

EXTRACCIONES DENTALES COMPLICADAS
Consiste en alcanzar el diente por debajo de la línea de las encías, ya que no será capaz de utilizar el método estándar de tracción y balanceo. Este tipo de extracciones dentales implican que el dentista haga una incisión en la encía alrededor del diente, y la eleve del colgajo que se corta para exponer el hueso. Una vez expuesto el hueso, el dentista ya puede agarrar y retirarlo utilizando el método de tracción.